TOPSHOT-AFGHANISTAN-VOTE-RALLY

Source: MASSOUD HOSSAINI / Getty

Telemundo Noticias .- El regreso al poder de los talibanes en Afganistán tras 20 años de ocupación estadounidense ha disparado la alarma internacional ante la posibilidad cada vez más cierta de que este grupo fundamentalista imponga de nuevo las condiciones de terror y miseria de antaño contra mujeres y niñas.

Durante cinco años, antes de la invasión estadounidense en 2001, los talibanes les prohibieron, bajo pena de muerte, salir de sus hogares sin ser escoltadas por un hombre, reír en público, hacer deporte, estudiar o trabajar, entre muchas otras violaciones de sus derechos humanos.

Según esta lista, los talibanes prohíben:

– Cualquier tipo de actividad fuera de casa a no ser que sea acompañadas de su mahram, o familiar cercano masculino como padre, hermano o marido.

– Trabajar fuera de sus hogares. Sólo unas pocas doctoras y enfermeras tienen permitido trabajar en algunos hospitales en Kabul.

– Hablar o estrechar las manos a varones que no sean familiares.

– Reír en voz alta, pues ningún extraño debe oír la voz de una mujer.

– Ser tratadas por doctores masculinos.

– Estudiar en escuelas, universidades o cualquier otra institución educativa (los talibanes convirtieron las escuelas para chicas en seminarios religiosos.

– Cerrar tratos con comerciantes masculinos.

– Usar cosméticos. A muchas mujeres con las uñas pintadas les han sido amputados los dedos.

– Montar en taxi sin su mahram.

– Usar tacones, pues producen sonido al caminar (un varón no puede oír los pasos de una mujer).

– Salir en la radio, televisión o reuniones públicas de cualquier tipo.

– Montar en bicicleta o motocicleta, aunque sea con sus mahrams.

– Usar ropa de colores vistosos. En términos del talibán, son “colores sexualmente atractivos”.

– Reunirse para festividades como el año nuevo musulmán, el Eid, con propósitos recreativos.

– Lavar ropa en los ríos o plazas públicas.

– Practicar deportes o entrar en cualquier centro o club deportivo.

– Asomarse a los balcones.

– Usar los baños públicos.

– Usar pantalones acampanados, aunque se lleven bajo la burqa, una bata con velo largo que cubre el cuerpo entero, desde la cabeza hasta los talones y solo deja una rejilla en la cara para ver y respirar.

Además, es obligatorio:

– Opacar las ventanas, para que las mujeres no puedan ser vistas desde fuera de sus hogares.

– Llevar burqa.

– Azotes, palizas y abusos verbales contra las mujeres que no vistan acorde con las reglas talibán o contra las mujeres que no vayan acompañadas de su mahram.

– Azotes en público contra las mujeres que no oculten sus tobillos.

– Lapidación pública contra las mujeres acusadas de tener relaciones sexuales fuera del matrimonio.

– Está prohibido que los sastres le tomen las medidas a las mujeres y cosan ropa femenina.

– Hombres y mujeres no pueden viajar en el mismo autobús. Los autobuses deben dividirse entre “sólo hombres” o “sólo mujeres”.

– Está prohibido fotografiar mujeres.

– Están prohibidas las imágenes de mujeres impresas en revistas y libros, o colgadas en los muros de casas o tiendas.

– Se deben modificar los nombres de calles y plazas que incluyan la palabra “mujer.” Por ejemplo, el “Jardín de las Mujeres” se llama ahora “Jardín de la Primavera”.

Aparte de estas restricciones a las mujeres, los talibanes también prohíben a tanto mujeres como a hombres:

– Escuchar música.

– Ver películas, televisión y vídeos.

– Celebrar el tradicional año nuevo (Nowroz) el 21 de marzo pues dicen que esa festividad es pagana.

– Cuidar y amaestrar aves, pues lo describen como actividades no islámicas. Quienes violan esta norma son encarcelados y los pájaros deben morir.

– Volar cometas.

Así son las prohibiciones y maltratos a mujeres y niñas que imponen los talibanes en Afganistán  was originally published on telemundoindy.com